No podemos escoger las cartas que nos reparte la vida. Pero si, como jugaremos la mano...

No podemos escoger las cartas que nos reparte la vida.  Pero si, como jugaremos la mano...

sábado, 4 de diciembre de 2010

El Camino de Santiago. Dia 7. Portomarín - Palas de Rei

Los albergues municipales tienen eso, que la diana es, indefectiblemente, con la salida del sol, mas o menos...
Las risas matinales se nos cortan cuando Juanan no encuentra su cartera. Es un putadón, sobre todo por la documentación...


Salimos a la calle con la intención de repasar todos los sitios donde estuvimos ayer por la tarde. El sol sobre la iglesia templaria le confiere un color muy especial a las piedras que la levantan.



La famosa Pilgrim street, donde está el Café Supenedo, donde creíamos que se quedara la cartera. 


Como había dos sitios mas para mirar y no hacía falta que nos quedaramos todos, al terminar el desayuno, fuí ganando ese tiempo que siempre me terminaban sacando más tarde o más temprano.  La vista desde uno de los puentes es para pensar muchas cosas....
Al salir de Portomarín, la primera hora es en una subidita que pone a prueba el cansancio acumulado.  Aguanté bien.


Me adelantaron pronto los compañeros de habitación en Sarria... Lucas hace el doble de trayecto.  Corre hacia adelante unos metros y vuelve hacia atrás.  Corre hacia atras y vuelve.  Es su segundo camino y claro, sin mochila...  Javier me comentó que para la próxima, el can va a llevar sus enseres, a ver como responde...


El Camino discurre bastante rato al lado de la carretera, lo que lo hace algo insípido.  Los pinos sustituyen a los castaños y noviembre no es la época del año más esplendorosa para los pinares...
Es una etapa para volver a colocarse los auriculares. Compré unos por 6 pavos que suenan mejor que algunos que tengo de 30.  Si es que a veces somos algo gilipollas comprando...


El Forgiveness Rock Record, de Broken Social Scene es una mezcla especial.  A ratos recuerdan a Arcade Fire, a ratos a Stereophonics.  Guardo 5 cortes y añado otro cd a la lista de la compra.
La lluvia de los días anteriores hace inútil que laves los pantalones y las botas... ¿pa qué?... 


En Gonzar me atraparon los isleños. La cartera no había aparecido...


En Castromayor hicimos el primer avituallamiento.  Lo habitual; choricito, queso, pan y camino de las estrellas...
Juanan sacó todos los enseres de la mochila y apareció la cartera. en un rinconcito.  Algarabía general.  Ya sabéis quien pagó el desayuno...


Con muchas posibilidades... Le faltaba este slogan para enganchar más...

Jesús puso a secar el porro folar en la secadora, con lo que ahora tenía con que abrigarse pero nada que fumar...  Los mamones imprimían un buen ritmo de piernas, que pude seguir un rato, pero que luego me pasaría factura.


 - E lojo ti... ¿que miras? ¿nunca víches unha vaca, paspán?


A 2 kms. del mesón del Conde de Waldemaar se enciendieron las alarmas.  Bajé marcha, pues los pies empezaron a rugirme.  Ir más despacio permite apreciar mejor el paisaje, ya dije...


Carteles como este acojonan, la verdad.  Cierto es que las condiciones actuales no son las de antaño, pero...


A la velocidad que iba, era difícil tomar mal las curvas, por chungas que fueran...


Llegué a tiempo de pedir la comida con todos.  El menú, espectacular (10 €).  La sopa de huesos ha quedado perennemente archivada en mi memoria...  Con esa magnífica compañía...


Dios los cría y ellos se juntan... Alguien me dió una cita que me vale para este Camino; Los grandes momentos de la vida son con alguien, no con algo...


Se ve que el tal Conde de Waldemar fué un mago muy famoso en su época, hermano de la abuela del actual propietario.  Imagino que el legado familiar vendría de la herencia del prestidigitador, de ahi el agradecimiento al ponerle el nombre al restaurante...


Una vez retomado el camino, no resistí la tentación de hacerme una foto con Ho y las otras coreanas.


Bueno, ni yo, ni nadie...


Foto simpática en el km. 69... Te faltaba poner cara de viciosilla, Juanan...


Frankie Rose suenan muy parecido a The Raveonettes.  Cuatro cortes y otro disco para pagar el Ferrari del Sr. Importcds...
La última paradita en el Mesón A Brea (A prea quedáballe mellor...).  El primero que llega pide para todos, así que cuando llegamos nos encontramos 10 juanantonics sobre la barra. A estas alturas podía seguirles el paso pues aprendí a sacar fotos más rapido que Billy el niño su revólver.  No es la idea de despacio, pero sirve para no perderse, cuando no apetece hacerlo...


El que es agro, es agro y no desentona en el rural.  Un abrasso, Juan Antonio... :)


Apenas una hora después llegamos a Palas de Rei.  Nos acomodamos en el albergue, que tiene su tiempo pero, por 5 €... ¿que más quieres?.  A la entrada del pueblo hay otro más moderno, pero queda poco céntrico.  Y nosotros no estamos para andar mucho después de cenar. 


Ah! se me olvidaba... ¡Encontramos una iglesia abierta!.  Por supuesto, le dedicamos un ratito.  De mesones, bodegas y tabernas podemos escribir un tratado, pero de interiores de iglesia es algo complicado, sin recurir a las guías o a internet.


Cada uno le dedicó el ratito a su manera.  Al salir, hasta tuve una visión. ¿no es ese el joroboado de Notre-Dame?... ¡Milagro, milaaaagroooo!


Ya dijimos que no hacen falta sistemas de comunicación modernos para transmitir recados.  El sistema ancestral del papiro entregado a un mensajero funciona casi siempre...  Giovanni tenía un buen motivo para perderse de sus amigos, pero ellos no lo sabían...


En el albergue le tocaba de nuevo a Sara compartir litera con Jean, el francés, el tenor de los ronquidos.  Me ofrecí voluntario para cambiarle la cama.  Con los auriculares puestos, no me entero de nada.
El botiquín del francés deja al mío como una bolsa de desayuno de un colegial... Fui a por otro tubo de Radio-salil a la farmacia.  Probé los masajes con alcohol de romero, que no va mal, pero prefiero la química moderna para mis dolores musculares.  Pusimos una lavadora colectiva y nos fuimos a cenar.


Durante la misma, se nos ocurren algunas ideas para hacer negocio en el Camino.  Una disco-movil, por ejemplo.  Yo, es que a la gente del albergue, la veo con ganas de bailar...
La tarta de galleta con chocolate, absolutamente mística.


Del nombre del sitio no me acuerdo, pero estaba saliendo del albergue, a mano derecha, gestionado por este simpático señor, un saco de anécdotas del Camino y la gente que ha visto durante muchísimos años.


Se nos volvió a pasar la hora de cierre del albergue, pero teníamos un contactillo dentro que nos abrió la puerta.  Mantuvimos una animada tertulia en el comedor un ratito y luego, a dormir.  Ni me enteré de los ronquidos de Jean...


Me guardé este bonito souvenir.  Una estrella Xacobeo special edition...


Total gasto del día: 47 €, incluyendo el Radio-salil.  Acumulado: 277 €.

Para descargar todas las fotos del día (96, 419 Mb), pinchar en el siguiente enlace.

4 comentarios:

Syrah dijo...

Con estas estupendas crónicas estoy haciendo otra vez mi Camino del 2004.

Algo curioso que observé fue que todos los españoles con los que coincidí iban en grupo (excepto yo) y todos los extranjeros sólos (salvo alguna excepción). Somos diferentes, sin duda. Aunque yo soy de los que piensa que el Camino ha de hacerse sólo.

PD: A pesar de disfrutar de tus crónicas, un culé radical como yo echa de menos otra crónica en forma de cinco dedos.

Saludos

Bidan dijo...

Pues si, Syrah. Yo me quedo con la frase de que "el Camino es individual, las paradas, colectivas"

Respecto del 5-0, bastante humillación fué. Seguir dándoles sería feo, como burlarse del gangoso de la guardería. al menos ahora estarán unos días calladitos y no tendremos que escuchar memeces como la de que "Marcelo es el mejor lateral del mundo...".
sigo cogiendo apuestas a los madridistas por la liga. Y les doy 6 puntos de ventaja. Han aparecido muchos "moucazas" pero solo un ¿valiente?...

todavia dijo...

Nunca habrá humillación que sea demasiada para un rival como el madrit. Si se cayó, péguele, que es casi obligacion XD.

Que bueno que encontraron la cartera, senti muy feo cuando dijsite que no la encontraban.

Portomarin se ve hermoso!

Odio esas motobomba para riego, aca hemos construido decenas y son un "pain in the ass" Y esa de la foto se ve mucho mas complicada que las que hacemos aca.

La foto del Jorobado es de antologia.

Por tus crónicas, aca ya andan soñando con hacer un Camino. Mira nomas en el brete que me metes ;)

Bidan dijo...

Hacer el Camino, amigo, no es un brete. Seguro que os gustaría, siempre y cuando pudierais hacerlo sin un "tempo" marcado, con lo que os gusta pararos a disfrutar de los detalles.
Respecto de lo del Madrit... Prefiero esperar a que la tortilla esté bien cocinada y no se pueda volver en contra, antes de hablar demasiado... :)
Y si, encontrar la cartera fué un alivio enorme. Sobre todo para Juanan...