No podemos escoger las cartas que nos reparte la vida. Pero si, como jugaremos la mano...

No podemos escoger las cartas que nos reparte la vida.  Pero si, como jugaremos la mano...

lunes, 1 de febrero de 2010

Ohbijou



Beacons es, muy probablemente, el disco que escuchó Lourdes Hernández (Russian Red) antes de tirar la toalla. Ahi no llegaremos nunca, pensó y decidió dejarlo. Son elucubraciones mías, pero podría ser perfectamente real. Creo que Russian Red pasará a la historia como el grupo que con menos (apenas dos canciones buenas, de las cuales una no es suya) consiguió más bolos a lo largo del territorio peninsular.
Ohbijou vienen de... (juro que no compro ninguna revista de ese país ni conozco a nadie que viva allí)... Canadá, país que está metiéndole a Suecia una buena tunda en cuanto a bandas nuevas, este año. Me gustó esta foto promocional. Denota sentido del humor...



Las de Beacons son canciones vonitas (con v, para que suene sonoro) para momentos de relax y concentración. Esta semana que ha pasado me vinieron muy bien. Y hoy y mañana, preparando la previa del miércoles, también. Me ayudan a no enfadarme. No vale la pena.
Probablemente será la última recomendación musical en un tiempo, pues ya estoy preparando la sesión para el día 13 de febrero en el Playa, que será un Best of 2009 y lo único que llevo cargado en el ZEN son temitas del año pasado. Y creo que ya recomendé todos los mejores. Después del 13, a Isla Margarita. Trato de olvidarme que está en un país donde manda un tal Chávez. Así que no creo que ataque más discos del 2010 hasta la vuelta, a finales de febrero.
De hecho, tampoco voy mal. Debo tener sólo una veintena en "pendientes".
Así que me voy unos días con la música a otra parte...
Los botones de muestra:














Aaahh.... Ahora es imposible enfadarse por nada....