No podemos escoger las cartas que nos reparte la vida. Pero si, como jugaremos la mano...

No podemos escoger las cartas que nos reparte la vida.  Pero si, como jugaremos la mano...

sábado, 28 de noviembre de 2009

Idiotas y avaricia

En Betanzos anda desaparecida una tipa que regentaba una asesoría de inversiones. El pufo conocido es un milloncito de euros, aunque la policía cree que hay mucho estafado que no reclamará lo perdido, para no tener que darle explicaciones a la Agencia Tributaria. El dinero lo captaban prometiendo rentabilidades del 20%. Al principio, como siempre, los pagaban. Hasta que dejó de abonar esos intereses y, luego, ya ni devolvía el capital aportado. Otra pirámide, el timo más repetido de la historia financiera reciente. Lo que me fascina es que aún hay idiotas que pican. ¿20% en tiempos de crisis? Vamos, creo que ni moviendo farlopa. Pero ya se sabe, la avaricia es uno de los pecados capitales al que más le cuesta resistirse a mucha gente. Personalmente prefiero la lujuria...