No podemos escoger las cartas que nos reparte la vida. Pero si, como jugaremos la mano...

No podemos escoger las cartas que nos reparte la vida.  Pero si, como jugaremos la mano...

domingo, 4 de enero de 2009

Whiskies

Me comenta un amigo una discusión que tuvo con otros colegas, la noche de fin de año, sobre la mejor manera de tomar un buen whisky. Me lo comenta por que es sabedor de mi devoción por esta bebida. Sin ir muy lejos, cuando inaguramos la sala de billares Desdémona, en Tarragona, contábamos con 37 marcas diferentes, algunas auténticas joyas.
No hay ni una manera, ni existe el mejor whisky. Es por aquello de "sobre gustos no hay nada escrito".
De marcas podríamos hablar de la sublime mezcla de 16 whiskies que conforman el Johnnie Walker blue label (200 pavos la botella, en proveedor), el mejor que he probado, aunque de éste existe una edición especial denominada King George V, que cuesta alrededor de 600 machacantes. No he tenido el gusto... De Johnnie Walker, el etiqueta verde, el Pure Malt de la familia, llega bien para degustar con tranquilidad. La mezcla la configuran cuatro maltas de distintas zonas, todos ellos con una maduración de 15 años. Tiene un carácter profundo y suave y se puede conseguir por 40 euros. Lagavulin tiene un 12 años mas que aceptable, aunque de elevada graduación. Talisker también ofrece un 12 años a precio al límite de lo razonable(60 €), aunque su poso amargo en boca puede molestar. Algunos entendidos hablan maravillas del Dalwhinnie de 15 años. Supongo que por su paladar con sabor a miel y vainilla. A mi la vainilla me molesta terriblemente. Cardhu presenta un Speyside Special Reserve, de sabor muy suave, también a precio bastante asequible. Glenrothes, mas de lo mismo. La lista de recomendaciones sería interminable...
Sobre la zona de origen, otro debate sin posibilidad de acuerdo. Yo me quedo con los Speyside.
Y sobre la forma de tomarlo... Pffff... Menos con Kas Cola, dependiendo de la circunstancia, cualquier forma es buena. Curiosidades que he visto para enfriarlo: Hacer cubitos de hielo del mismo whisky. Poner la botella un cuarto de hora en el congelador. Hace cubitos de agua Evian... Al natural es para degustar con un buen puro, que no es mi caso. Mezclarlo con un refresco es para darle alegría al refresco, está claro. He visto pedir cubatas de Ballantine´s 12 años. Cada uno funde su dinero como quiere. Eso si, el whisky está hecho para mezclar con Ginger Ale. Cualquier otro combinado es el preludio latente del alcoholismo.
Definitivamente pienso que la mejor manera de tomar un buen whisky es con mucho humo y muchas putas...

2 comentarios:

Periquillo dijo...

Yo iba a poner como comentario tu último párrafo. Creo que hablamos demasiado, morenaso.

Bidan dijo...

Últimamente, el humo me molesta...